Make your own free website on Tripod.com

 

Gobierno Actual

 

 

La isla de Puerto Rico está gobernada por un gobierno constitucional enmarcado por la Constitución del Estado Libre Asociado de Puerto Rico y consiste de tres poderes:  Ejecutivo, Legislativo y Judicial. La existencia de estos tres Poderes evidencia que el sistema de Gobierno de Puerto Rico es uno absolutamente democrático.  Se entiende por sistema democrático, “aquél donde la voluntad del pueblo es la fuente del poder público y donde el orden político está subordinado a los derechos del hombre …”.  

Poder Ejecutivo

La misión del Poder Ejecutivo es velar e implantar los mandatos legislativos. Esta es representada y dirigida por un(a) gobernador(a), electo(a) por voto directo, en cada elección general, cada cuatro años. Es el (la) Jefe(a) de Estado.

El (La) Gobernador(a) designa con el consejo y consentimiento del Senado, los miembros de su gabinete que consiste de los secretarios de los departamentos.

Es responsabilidad del (de la) Gobernador(a) poner en vigor las políticas programáticas del gobierno, a través de los diferentes organismos gubernamentales, para lograr el bien común respondiendo a las necesidades del pueblo. 

Tanto el (la) Gobernador(a) como los miembros del Senado al igual  que los de la Cámara de Representantes son elegidos cada cuatro años por los electores puertorriqueños en elecciones libres y secretas.  

Poder Legislativo

La Constitución dispone (en las Secciones 1, 2 y 3 del Artículo III del Poder Legislativo) que el Senado se compondrá de 27 Senadores y la Cámara, de 51 representantes, excepto, cuando dicha composición deba ser aumentada por cumplir con la Sección 7 del mismo Artículo a los efectos de garantizar una adecuada representación a las minorías legislativas.

El Poder Legislativo y las Cámaras, tienen tres funciones o responsabilidades principales: legislar, investigar e informar.  La primera consiste en la promulgación de las leyes.  La segunda está íntimamente relacionada con el poder investigativo de los cuerpos legislativos, y la tercera, con la obligación que tienen el cuerpo y los legisladores de mantener debidamente informada a la ciudadanía sobre aquellos asuntos de interés.  En el ejercicio de las tres y siempre y cuando la función esté enmarcada en una actividad legislativa legítima, los legisladores están protegidos por la inmunidad legislativa.

En el caso del Senado, la Constitución provee otro poder adicional.  Este es conocido como el de “consejo y consentimiento” que conlleva el que el Senado pase juicio y apruebe o rechace, los nombramientos sometidos por el Ejecutivo que por razón de ley o la Constitución, estén sujetos a la confirmación por el Poder Legislativo.  

Poder Judicial

El sistema de los tribunales de Puerto Rico, es decir, la Rama Judicial, tiene su base en el Artículo V de la Constitución del Estado Libre Asociado de Puerto Rico. Esta creó un Tribunal General de Justicia, con jurisdicción sobre toda la Isla, compuesto por el Tribunal Supremo y por aquellos otros tribunales que la Asamblea Legislativa establezca por ley. Así, la Ley de la Judicatura de 1994, según enmendada por la Ley Núm. 248 de 25 de diciembre de 1995, Ley 149 de 19 de agosto de 1996 y la Ley 163 de 18 de diciembre de 1997, dispuso que el Tribunal de Primera Instancia, el Tribunal de Circuito de Apelaciones, y el Tribunal Supremo constituyen el Tribunal General de Justicia en Puerto Rico.

La Constitución dispuso, además, que los tribunales constituirán un sistema unificado para fines de jurisdicción, funcionamiento y administración.

En nuestro sistema, cualquier juez del Tribunal General de Justicia tiene facultad para atender cualquier tipo de caso si media acuerdo entre las partes y la anuencia del juez. No existen en Puerto Rico tribunales jurisdiccionales especializados. Si un caso se presenta en una sala del Tribunal General de Justicia que no sea la correspondiente de acuerdo con dicha distribución, el caso se considera de todas formas bien presentado y tan solo procede el traslado a la sala correspondiente.

La jurisdicción unificada permite, a discreción del Juez Presidente del Tribunal Supremo, la ubicación de jueces(zas) de determinado nivel para actuar en un nivel distinto, de conformidad con las necesidades del sistema. La asignación de los jueces en términos territoriales es facultad del Juez Presidente del Tribunal Supremo y responde a las necesidades del sistema. También lo es la asignación de materias o asuntos (civil, criminal, asuntos de menores, relaciones de familia, entre otros) y la asignación de casos, facultades que son delegadas generalmente, a los jueces administradores regionales del sistema. Todos los tribunales del país responden a un mismo sistema de administración, cuya principal autoridad es el Juez Presidente del Tribunal Supremo.

Además de las garantías que la propia Constitución establece para la independencia del Poder Judicial frente a los otros dos poderes del Estado, a los fines de fortalecerla en su mayor grado, la Legislatura ha aprobado leyes que garantizan:

A. SISTEMA DE PERSONAL AUTÓNOMO

Este sistema está fundamentado en el principio del mérito. Dicho sistema cuenta con una Junta de Personal como organismo revisor de las determinaciones sobre personal de la Rama Judicial.

B. AUTONOMÍA PRESUPUESTARIA Y FISCAL

Un presupuesto único preparado por el Juez Presidente, la Oficina de Administración de los Tribunales y presentado directamente a la Asamblea Legislativa para su aprobación, es decir, sin mediación del Poder Ejecutivo. La Rama Judicial tiene autoridad para tramitar las transacciones fiscales sin sujeción a preintervención por parte del Poder Ejecutivo en cuanto a la exactitud, propiedad, corrección, necesidad y legalidad de aquéllas. A ese respecto, la Rama Judicial sólo está sujeta a la auditoría del(de la) Contralor(a) de Puerto Rico.

Ambito Municipal

En el ámbito municipal, el gobierno funciona en forma parecida a los poderes ejecutivo y legislativo, el ejecutivo lo ejerce el Alcalde y el legislativo lo ejerce la Asamblea Municipal. Ambos son electos por el pueblo en Elecciones Generales cada cuatro años. 

Peñuelas pertenece al Distrito Senatorial de Ponce y al Distrito Representativo compuesto por los precintos de Peñuelas, Guayanilla y parte de Ponce. Por medio de ese sistema constitucional, Peñuelas está debidamente representado en las Cámaras Legislativas.

Además, el municipio de Peñuelas está dividido en barrios, los cuales son los siguientes:  Barreal, Coto, Cuebas, Tallaboa Alta, Encarnación, Tallaboa Poniente, Tallaboa Saliente, Rucio, Jaguas, Macaná, Quebrada Ceiba, Santo Domingo, y el barrio urbano de Peñuelas Pueblo.

Al elaborar la papeleta electoral en las elecciones generales que se celebran cada cuatro años, se trata de distribuir la selección de los asambleístas municipales de forma tal que cada barrio esté debidamente representado por uno de ellos.  Sin embargo, esto no es un requisito de Ley.

La gobernadora del Estado Libre Asociado de Puerto Rico es la Hon. Sila María Calderón.  El Presidente del Senado Hon. Antonio J. Fas Alzamora. El Presidente de la Camara de Representantes es el Hon. Carlos Viscarrondo. El Alcalde del Municipio de Peñuelas es el Hon. Walter Torres Maldonado. El Presidente de la Asamblea Municipal de Peñuelas es el Hon. Bienvenido Ramos Ramos.